Patrimonio Industrial



Elementos del patrimonio industrial y de la obra pública en Euskadi

Depósito de Aguas Montehermoso

deposito_montehermoso
sombra imagen
Página web:  https://goo.gl/vWIHuP
Territorio:  Alava-Araba
Municipio:  Vitoria
Grado de protección:  Calificado
Actividad:  Obra pública

El 21 de septiembre de 1884, se inauguraba la traída de aguas a Vitoria y, un año más tarde, entraba en funcionamiento el depósito construido, según proyecto del arquitecto Jacinto de Arregui, en el punto más elevado del casco histórico, en el Campillo, un terreno de más de 1.500 m2 que la «Sociedad para la Traída de Aguas del Gorbea» había comprado al conde de Ezpeleta frente al antiguo palacio de Montehermoso. (J. CÁRCAMO: Patrimonio industrial en el Pais Vasco, vol 2, p. 721).

El exterior del edificio tiene una fuerte preeminencia horizontal con muros de ladrillo que nacen sobre un zócalo de sillería caliza. Los esquinales se levantan con piezas de sillería almohadillada. La fachada lateral a la calle Gasteiz, es de mampostería. Tiene dos puertas de entrada, la principal -que hoy se mantiene, aunque con uso muy restringido por problemas de accesibilidad-  frente al cantón de San Francisco Javier, y otra en la fachada opuesta. Ambas fachadas son de muros uniformes sólo interrumpidos por escasas ventanas y escuetos motivos ornamentales tallados en piedra. En la cubierta, que en el exterior es plana y tuvo capa de tierra con vegetación, se abrieron hace unos años diversas claraboyas en las claves de las bóvedas. 

En su interior alberga una gran sala hipóstila de aproximadamente 35 x 30 m, es decir, unos 1.000 m2, y de unos 10 m, de altura, capaz de almacenar hasta 5.000 m3 de agua, ampliados a 6.000 m3 unos años después. La estructura de cubierta está compuesta por siete bóvedas rebajadas paralelas sostenidas por seis hileras de arcos de medio punto perpendiculares a dichas bóvedas y apoyados sobre pilastras de sillería.

El depósito pierde su utilidad en 1986. En 1991 se abrió al público para la celebración de exposiciones y espectáculos tras una intervención no muy acertada, según parámetros patrimoniales, pero que orientó el futuro del edificio a usos culturales. 

En 1994 el Ayuntamiento de Vitoria adquiere el Palacio Montehermoso y con ambos inmuebles, constituyen el Centro Cultural Montehermoso Kulturunea. La rehabilitación que en ese mismo año realizan los arquitectos Roberto Ercilla, Miguel Ángel Campo y Juan Adrián Bueno es minimalista y respetuosa en el depósito, una excelente muestra de buenas prácticas. En sus propias palabras: «El edificio tiene unas características idóneas para el uso a que va a ser destinado. Es de planta rectangular, de 1.005 metros cuadrados, formando una gran caja negra, en la que lo insólito de su destino produce singulares valores arquitectónicos. (…) Es nuestra intención que el recinto siga manteniendo el aspecto que dejó el agua, conservar su fantasmal presencia, potenciar al máximo su bella y eficaz composición de bóvedas de ladrillo descansando sobre pilares de piedra».

Las actuaciones más importantes se redujeron a la ejecución de un nuevo pavimento-solera de hormigón pulido, la instalación de paneles DM recubriendo las paredes, la ejecución de una nueva escalera metálica, la sustitución de puertas de acceso y la cubrición de las aperturas de las bóvedas con elementos metálicos a modo de rejas, de tal modo que la única compartimentación interior realizada se encuentra bajo la nueva escalera para albergar el cuadro eléctrico. 

El depósito está incluido en el listado que califica como Bien Cultural el Casco Histórico de Vitoria-Gasteiz (BOPV 15/01/1998), gozando por tanto de una Protección Media. (J. CÁRCAMO: Patrimonio industrial en el Pais Vasco, vol 2, p. 721).

Depósito de aguas de Vitoria
sombra imagen
Depósito de aguas de Vitoria
sombra imagen